Início do conteúdo

Oswaldo Cruz

Oswaldo Cruz

Hijo del médico Bento Gonçalves Cruz y de Amália Taborda de Bulhões Cruz, Oswaldo Cruz nació en el día 5 de agosto de 1872, en São Luís de Paraitinga, São Paulo. Él vivió en la ciudad hasta 1877, cuando su familia se mudó para Rio de Janeiro. Estudió en el Colegio Laure, en el Colegio São Pedro de Alcântara y en el Externado Dom Pedro II.

A los 15 anos, ingresó en la Facultad de Medicina de Rio de Janeiro. Antes de concluir el curso, ya publicara dos artículos sobre microbiología en la revista Brasil Médico. El 24 de diciembre de 1892, se graduó doctor en medicina, con la tesis Vehiculación Microbiana por las Aguas. Su interés por la microbiología lo llevó a montar un pequeño laboratorio en el sótano de su casa. No obstante, la muerte de su padre, en el mismo año de su graduación, impidió la profundización de sus estudios por un tiempo. Solamente en 1896 pudo realizar su sueño: especializarse en Bacteriología en el Instituto Pasteur de Paris, que, en la época, reunía grandes nombres de la ciencia.

Al volver de Europa, Oswaldo Cruz encontró el Puerto de Santos asolado por violenta epidemia de peste bubónica, y enseguida se ocupó en el combate a la enfermedad. Para fabricar el suero contra la peste, fue creado, el 25 de mayo de 1900, el Instituto Seroterápico Federal, instalado en la antigua Hacienda de Manguinhos, teniendo como director general al Barón de Pedro Afonso y director técnico el joven bacteriólogo. En 1902, Cruz asumió la dirección general del nuevo Instituto. Éste, por su vez, amplió sus actividades, por lo demás restringiéndose a la fabricación de suero contra la peste, pero dedicándose también a la pesquisa básica aplicada y a la formación de recursos humanos.

En el año siguiente, Oswaldo Cruz fue nombrado Director general de Salud Pública, cargo que corresponde actualmente al de Ministro de la Salud. Utilizando el Instituto Seroterápico Federal como base de apoyo técnico-científico, deflagró memorables campañas de saneamiento. En pocos meses, la incidencia de peste bubónica disminuyó con el exterminio de las ratas, cuyas pulgas transmitían la enfermedad.

Guerra contra el mosquito

Al combatir la fiebre amarilla, en la misma época, Oswaldo Cruz enfrentó varios problemas. Gran parte de los médicos y de la población creía que la enfermedad se transmitía por el contacto con las ropas, sudor, sangre y secreciones de enfermos. No obstante, Oswaldo Cruz creía en una nueva teoría: el transmisor de la fiebre amarilla era un mosquito. Así, suspendió las desinfecciones, método tradicional en el combate a la molestia, e implantó medidas sanitarias con brigadas que recorrieron casas, jardines, patios y calles, para eliminar focos de insectos. Su actuación provocó violenta reacción popular.

En 1904, la oposición a Oswaldo Cruz alcanzó su ápice. Con el recrudecimiento de los brotes de viruela, el sanitarista intentó promover la vacunación en masa de la población. Los periódicos lanzaron una campaña contra la medida. El congreso protestó y fue organizada la Liga contra la vacunación obligatoria. El día 13 de noviembre, estalló la rebelión popular y, en el día 14, la Escola Militar de la Playa Roja se levantó. El Gobierno derrotó la rebelión, pero suspendió la obligatoriedad de la vacuna.

Oswaldo Cruz acabó venciendo la batalla. En 1907, la fiebre amarilla estaba erradicada de Rio de Janeiro. En 1908, una epidemia de viruela llevó a la población a los puestos de vacunación. El Brasil finalmente reconocía el valor del sanitarista.

En el mundo científico internacional, no obstante, su prestigio era ya incontestable. En 1907, en el XIV Congreso Internacional de Higiene y Demografía de Berlín, recibió la medalla de oro por el trabajo de saneamiento de Rio de Janeiro. Oswaldo Cruz todavía reformó el Código Sanitario y reestructuró todos los órganos de salud y higiene del país.

En 1909, dejó la Directoría General de Salud Pública, pasando a dedicarse solamente al Instituto de Manguinhos, que fue rebautizado con su nombre. Del Instituto lanzó importantes expediciones científicas que posibilitaron la ocupación del interior del país. Erradicó la fiebre amarilla en Pará y realizó la campaña de saneamiento de la Amazonia. Permitió, también, el término de las obras de la Estrada de Ferro Madeira-Mamoré, cuya construcción había sido interrumpida por el gran número de muertes entre los operarios, provocadas por la malaria.

En 1913, fue elegido para la Academia Brasileña de Letras. En 1915, por motivos de salud, abandonó la dirección del Instituto Oswaldo Cruz y se mudó para Petrópolis. Elegido alcalde de aquella ciudad, trazó un vasto plan de urbanización, que no pudo ver construido. Sufriendo de crisis de insuficiencia renal, murió el 11 de febrero de 1917, con sólo 44 anos.

Al volver de Europa, Oswaldo Cruz encontró el Puerto de Santos asolado por violenta epidemia de peste bubónica, y se ocupó del combate a la enfermedad. El Instituto Seroterápico Federal fue creado, em 1900, para fabricar el suero contra la peste

  • Charge sobre Oswaldo Cruz y la campanha sanitária empreendida por él sob el título “Effeitos da Varíola” (Efectos de la Viruela)
  • Foto de Oswaldo Cruz con el ex-presidente americano Theodore Roosevelt durante visita al Instituto Oswaldo Cruz. Rio de Janeiro, octubre de 1913
  • Foto de Oswaldo Cruz
  • Imagem de Oswaldo Cruz al lado de su família
  • Foto de Oswaldo Cruz y otros cientistas reunidos en la Casa de Chá (Casa de Té), en el Instituto Oswaldo Cruz
  • En la foto: Oswaldo Cruz  observa un microscópio al lado de su hijo Bento y de Burle de Figueiredo, en el interior de uno de los laboratórios del  Castillo de Manguinhos, 1910

Volver arribaVolver